El Ayuntamiento de Molina de Segura retoma las visitas empresariales para informar de los servicios municipales de gestión y asesoramiento

AddThis Social Bookmark Button

 

El motivo de la visita, según explica José de Haro, ha sido informar de los servicios municipales de gestión, asesoramiento, coordinación y control para empresas que ofrece el consistorio molinense, a la vez que ha servido para establecer un canal de comunicación fluido entre la mercantil y el Ayuntamiento, a través de acciones encaminadas al fomento empresarial.

 

El edil ha comentado que el Ayuntamiento de Molina de Segura tiene el firme convencimiento de volver a situar al municipio en el mapa de los principales puntos industriales del sureste español, mediante una larga serie de medidas e inversiones tendentes a vertebrar la política municipal bajo la óptica económica e industrial, destinando para ello partidas presupuestarias de importante calado.

 

En el transcurso de la visita se han dado a conocer las nuevas bonificaciones fiscales, retos del Ayuntamiento y opciones empresariales que se están activando en el municipio. El encuentro sirvió además para que los visitantes conocieran las instalaciones de la mercantil de manos de sus responsables. El Adjunto a Dirección, César Alonso, y la Responsable de Recursos Humanos, Susana Barceló, informaron de todos los procesos, datos y novedades de la compañía molinense. El encuentro sirvió además para comprobar in situ la gran inversión que se ha realizado en las instalaciones desde que la planta pasara, en 2014, a manos del actual grupo metalgráfico.

 

Esta firma multinacional de reconocido prestigio y trayectoria, recibe así un claro apoyo institucional por parte de la administración local, consciente de la poca presencia de grupos extranjeros o nacionales en su industria, ya que el 85% de ella está originada por personal endógeno.

 

La fábrica, fundada en 1973 por la firma familiar “Hernández Pérez Hermanos S.A.” (La Molinera), fue creada para suministrar el volumen de 3 piezas al grupo conservero, hasta que en 1989 fue adquirida por el grupo francés “Carnaud Metalbox”. Se edificaron 11 naves industriales en un solar de 25.000 metros cuadrados.

 

En 1998 comienza la andadura de la empresa americana “Crown Cork”, y finalmente en 2014 es trasferida a Top Synergy Services Ltd., que la denominó “Domiberia S.L.U.”, en referencia a la dinastía familiar Domínguez.

 

Su segmento de mercado está dedicado al sector de los envases metálicos para alimentación, vegetales y olivas, produciendo un total de 161 millones de botes en 2017 en sus 4 líneas de producción, divididos en dos formatos diferentes, un 91% de ellos, productos litografiados. En 2018 se fabricaron envases durante todo el año, a una media de 15.411 botes por hora, y un ratio de productividad de casi 3 millones de botes por empleado.

 

“Domiberia S.L.U.” es un grupo empresarial netamente española, aunque con algunos inversores procedentes de Venezuela, líder nacional con 697 empleados totales en 2017, un 75% de ellos fijos. En 2017, el grupo facturó por un valor de 145,3 millones de euros, ocupando el tercer puesto español en importancia tras Crown y la también molinense Auxiliar Conservera.

 

En la actualidad la planta ocupa una extensión superficial de 17.800 metros cuadrados, de los que 12.375 se hallan cubiertos. La multinacional, además de la factoría de Molina de Segura, cuenta con otros 6 centros de producción radicados en Agoncillo (La Rioja), Vigo (Pontevedra), Montmeló (Barcelona), Villadangos del Páramo (León), Ugao-Miravalles (Vizcaya) y otra en Horst (Holanda).

 

Las inversiones más importantes llevadas a cabo el año pasado pasan por nuevos robots paletizadores, sistema de inspección de envases formato 153, equipo de generación de N2, nuevas desembaladoras semiautomáticas de tapas, y compresor de aire de frecuencia variable.

 

FOTO EMPRESALa factoría molinense emplea a una media de 46 trabajadores, siendo una plantilla bastante fija y regular. La planta de la Avenida de Valencia tiene implantadas las certificaciones en materia de seguridad, trazabilidad y comercio, ISO 9001:2015, ISO 14001:2015, OHSAS 18000:2007 y BRC. Las instalaciones están equipadas con la última y más avanzada tecnología, incluyendo un laboratorio de I+D que controla los procesos de producción, químicos, biológicos, y homologación de materias primas y certificaciones, dotando al personal y a la maquinaria, de un control de calidad continuo y transversal.

 

El Ayuntamiento de Molina de Segura, a través de su Concejal de Desarrollo Económico, ha querido mostrar su decidido apoyo a esta vigorosa y experimentada empresa puntera, enmarcada ahora dentro de una multinacional metalgráfica, mediante esta visita de la que han salido una serie de propuestas por parte de la empresa, y una lista de medidas a aplicar por el Consistorio, junto a otras muchas colaboraciones mutuas de futuro.